"Creí que era una aventura
y en realidad era la vida"

La Ruta Quetzal fue un programa sociocultural y de aventura creado por el explorador Miguel de la Quadra-Salcedo en el que participaron más de 10.000 jóvenes a lo largo de sus 31 ediciones. Por primera vez, algunos de los miles de trabajos que estos jóvenes presentaron para optar a una plaza en el programa salen a la luz para homenajear el espíritu rutero e inspirar a las futuras generaciones. ¡Acompáñanos!

Explora la colección

Para optar a una plaza en la Ruta Quetzal, los aspirantes plasmaban su ilusión, esfuerzo y pasión en un trabajo. La organización daba a escoger entre distintas modalidades y temáticas relacionadas con el hilo conductor de la edición de ese año para que cada aspirante pudiera dar lo mejor de sí mismo, lo que resultó en una diversa colección de artilugios que el creador del programa, Miguel de la Quadra-Salcedo, atesoró a lo largo de los años.

Miguel de la Quadra-Salcedo legó su colección de trabajos al pueblo de Santervás de Campos (Valladolid, España) para convertirlo en el lugar donde descansarían todos estos sueños e ilusiones, listos para inspirar a las generaciones futuras. Los habitantes de Santervás aceptaron el desafío de crear un museo en memoria del proyecto y de las personas que lo formaron, y se pusieron en contacto con la asociación de antiguos expedicionarios Aventura Quetzal. Unos 30 voluntarios (antiguos expedicionarios de la Ruta, familiares y amigos) limpiaron, catalogaron, digitalizaron y fotografiaron la gran mayoría de los trabajos durante un fin de semana, con el mismo cariño y dedicación que los aspirantes depositaron en ellos.

Los trabajos, elaborados a mano por aspirantes de todo el mundo, abarcan tantas temáticas y modalidades que es imposible describirlos con una sola frase: ilustraciones, poesía, composiciones musicales, libros pop-up, tapices, cuadros, esculturas, maquetas, juegos de mesa... Los miles de aspirantes que se fueron presentando supieron plasmar en ellos, con mucho esfuerzo y dedicación, su ilusión por hacerse con una plaza. Esto tan sólo es una pequeña parte de lo que queda de ello y que, por suerte, ha perdurado hasta el día de hoy.

¡Te invitamos a descubrir la colección virtual y, muy pronto, el museo físico en Santervás de Campos!

Últimas piezas añadidas al museo

Mostrando 4 de un total de 501

Pieza del Museo destacada

Fachada de la Iglesia de Santo Domingo (Quito - Ecuador)

Año:
2001
Autor:
Pedro Ducos Andrade

Esta obra fue un regalo que Constanza Vela Casado, expedicionaria de 2001, le hizo a Miguel de la Quadra-Salcedo el 15 de Julio de 2001 en Boadilla del Monte, Madrid, España. Es un retablo hecho a mano, creado por su tío, el artista chileno Pedro Ducos Andrade, a petición de la expedicionaria, pues en esta iglesia están enterrados sus bisabuelos paternos. En ese mismo año se le entregó al Rey Juan Carlos I una obra similar, pero de la Iglesia San Francisco de Quito. Dado que esta obra era parte de la colección de Miguel de la Quadra-Salcedo, llegó a Santervás con otras cosas y fue encontrado por la misma expedicionaria 21 años después, durante el proceso de codificación y clasificación de las obras que compondrán el Museo.

Leer más

El trabajo del día

Homenaje a los dibujantes anónimos de la Real Expedición Botánica del Reyno de Granada

Año:
2012
Autor:
Desconocido
Modalidad:
Plástico

Carpeta de grandes dimensiones y color gris, que contiene una lámina con una copia realizada a mano del dibujo número 77 en homenaje a los dibujantes anónimos que colaboraron en los trabajos de ilustración de la Flora de la Real Expedición Botánica del Nuevo Reyno de Granada.

Leer más

Explora la colección

¡Necesitamos tu ayuda para completar el museo!

Esta colección virtual pertenece a toda la comunidad rutera. Los voluntarios colaboraron día y noche para poder digitalizar el máximo número de trabajos pero, como se puede observar, en la mayoría de casos no se cuenta con toda la información al completo. Muchos trabajos no tienen título, autor o fecha de creación.

Si tú, aspirante o rutero que lees estas líneas, has tenido la suerte de encontrar tu trabajo (o uno que conoces bien), no dudes en contactarnos. ¡Estamos deseando que nos cuentes más sobre él! Nos gustaría poder conocer más sobre el proceso de elaboración, los materiales, en qué te inspiraste, cómo está relacionado con la temática de tu edición, recuerdos de tu viaje, cómo fue el proceso de selección…

¡Que tu trabajo se convierta en una oportunidad para rememorar tu Ruta Quetzal!

Ayudar a completar el museoVer trabajos incompletos